Sequía y pronóstico de rendimientos para la presente temporada en el cultivo de papa en el sur de Chile

Escrito por el Dr. Patricio Sandaña, académico del Instituto de Producción y Sanidad Vegetal/ Facultad de Ciencias Agrarias y Alimentarias/Universidad Austral de Chile.

Uno de los factores ambientales cada vez más limitante para los sistemas productivos de papa en el sur de Chile, es la disponibilidad de agua durante el ciclo de cultivo. Esto está ocurriendo incluso en ambientes reconocidos por sus altas precipitaciones anuales como es el caso de Valdivia. Por ejemplo, al analizar el periodo de octubre a diciembre de la presente temporada se observa un gran déficit de precipitaciones con un acumulado hasta diciembre de 134 mm, ubicándose entre los años más secos de los últimos 40 años en Valdivia (Fig. 1a). Esto también se evidencia en otras localidades y de forma muy parecida, donde tanto en Valdivia como en Osorno y Purranque en las últimas 12 temporadas la precipitación acumulada entre octubre y febrero ha estado en varios años por debajo del promedio histórico, siendo más notorio en los últimos años (Fig. 1b).

En la presente temporada en lo que va de diciembre, y de no presentarse más precipitaciones hasta febrero, esto podría significar un déficit del 60% en las tres localidades (Fig. 1b), marcando un récord de déficit hídrico. Por lo tanto, de no mejorar la situación hídrica, es de esperar que la presente sequía impacte negativamente los rendimientos de cultivos de papa en condiciones de secano.

Fig. 1. (a) Precipitación acumulada entre octubre y febrero en Valdivia en los últimos 40 años y (b) déficit de precipitación ((precipitación acumulada de octubre a febrero – precipitación histórica en igual periodo) x 100/ precipitación histórica en igual periodo) en Valdivia, Osorno y Purranque en las últimos 12 temporadas. Línea roja segmentada indica igualdad con el promedio histórico (1980-2009). Fuente: elaboración propia.

A través del uso de modelos de simulación es posible hacer una proyección de los rendimientos en la presente temporada, asumiendo una plantación el 4 de octubre pasado. El modelo de simulación SUBSTOR-POTATO es ampliamente utilizado a nivel global y en el sur de nuestro país ha demostrado buenos resultados de simulación cuando se comparan los rendimientos simulados versus los observados en distintos ambientes donde el único factor limitante es la disponibilidad de agua.

Al alimentar este modelo con datos climáticos diarios (agromet.inia.cl) y de suelo, para simular el crecimiento de tubérculos en las últimas temporadas (2015-2021) en Valdivia, Osorno y Purranque se puede observar la gran variabilidad del crecimiento de los tubérculos (distintas líneas de crecimiento) en temporadas pasadas debido a la variabilidad climática entre años, donde la disponibilidad de agua es el factor principal en la definición del rendimiento en cultivos de papa en secano.

En la presente temporada, la simulación indica un crecimiento de tubérculos (a los 90 días desde plantación) por debajo de lo observado en años anteriores, con una acumulación promedio de 15 t/ha. En igual momento, en temporadas con más lluvia (temporada 2016-17, línea azul) el crecimiento acumulado debería estar alrededor de 35-40 t/ha. Por lo tanto, bajo el escenario actual se podría proyectar, de no presentarse más precipitaciones, rendimientos alcanzables en promedio de 35 t/ha en las tres localidades. Sin embargo, todo dependerá de las precipitaciones durante enero y febrero, las cuales, de ser importantes, podrían mejorar esta situación.

Fig. 2. Simulación del crecimiento de tubérculos en distintas temporadas en Valdivia, Osorno y Purranque en distintas temporadas en condiciones de secano. En cada localidad, la línea celeste corresponde a la temporada actual hasta el 22 de diciembre del 2021. La zona sombreada indica la proyección de crecimiento para el resto de la temporada asumiendo que no hay más precipitaciones durante el resto del ciclo de cultivo. Fuente: elaboración propia.

Recomendaciones

En esta temporada e independientemente de la localidad, el cultivo de papa se está desarrollando en condiciones ambientales con fuerte estrés hídrico y con un crecimiento acumulado de tubérculos muy notoriamente por debajo del promedio de las últimas 7 temporadas. De no producirse precipitaciones importantes en lo que queda de cultivo (70 días), se proyecta que los rendimientos potenciales en secano estarán por debajo de las 40 t/ha.

Por lo tanto, en lo posible es recomendable aplicar riego de forma semanal apuntando a aplicar 40 mm de agua por semana (para alcanzar 400 mm de agua total por ciclo de cultivo) de esta forma se podría incrementar la tasa de crecimiento de los tubérculos, incrementando el rendimiento al final del cultivo.

Artículo publicado en la Revista Campo Sureño